Streamer es chantajeado emocionalmente por Twitch para seguir transmitiendo

Northernlion estaba disfrutando de una pausa de una semana de Twitch, pero fue chantajeado emocionalmente para volver a transmitir.

Thumbnail Twitch Northernlion
Twitch vs. mensajes de Duolingo... | © Duolingo, Twitch, Northernlion

Ryan 'Northernlion' Letourneau es un streamer canadiense de Twitch que hace poco se tomó un descanso de las transmisiones. Después de una semana fuera de la pantalla, Twitch lo contactó a través del correo electrónico, haciéndolo sentir culpable para volver a las transmisiones.

El streamer de 34 años habló de esta culpabilidad enferma como una forma de hacer que vuelva en su última transmisión, criticando a Twitch por presionar a los creadores de contenido a trabajar aún más.

Northernlion critica a Twitch por cultura laboral tóxica

Durante la transmisión del 30 de noviembre, Northernlion habló de dos correos electrónicos que recibió de Twitch tras una semana de su descanso, uno de ellos diciendo que su chat lo extraña.

Mientras estaba jugando The Binding of Isaac: Repentance, habló de cómo se sintió chantajeado emocionalmente por Twitch para seguir transmitiendo más, y los criticó por promocionar esta cultura laboral tóxica entre los creadores de contenido.


¡Esto nos da una onda a Duolingo! Esta culpabilidad, con un tono medio amenazador.

Northernlion aprovechó esta oportunidad para criticar a Twitch, por empujar a los streamers a trabajar más horas en "una industria donde la gente trabaja 18 horas al día", con una "constante necesidad de alimentar a la bestia", además de todos los problemas de salud mental que conocemos.

Twitch ha sido criticado recientemente por intentar maximizar sus ganancias a través de medios depredadores y empujar a los creadores de contenido a transmitir más, aún cuando ya tienen mucha presión a producir contenido, lo cual cae dentro de esta categoría.

Tal vez Twitch deba reconsiderar cómo tratan a sus creadores de contenido, o los streamers podrían mudarse a YouTube...

El artículo original fue escrito por Robert Bachhuber.